El pasado día me fui a atender con una escort de sexosur de nombre Micaela, malísima experiencia, la peor que he tenido, de partida un cacho para juntarse, te tramita demasiado, da mal las indicaciones y se enoja, no es la de las fotografías, en fotos se ve voluptuosa, en persona es una flacuchenta sin gracia, atiende en los blocks al lado del mall portal.

Entre a la pieza toda oscura pasada a marihuana y con un olor apestoso, un poco tétrico el dormitorio, la guinda de la torta fue que quise ir al baño antes de atenderme y al intentar salir me di cuenta que la puerta estaba con seguro, le había puesto llave, le afirmé que deseaba ir al baño y me dijo que le cancelase ya antes, le afirmé que iba al baño volvía y le anulaba y me insistió que le cancelase ya antes y me dio mala espina tanta insistencia y le afirmé que no, que iba al baño y volvía y me respondió que no hay confianza con lo que lo dejemos hasta acá, le dije encantado.

Al enviarme un audio por whatsapp, se apreciaba que no era su voz, en el departamento debe haber ido más gente, tengan cuidado si van, les pueden quitar su dinero encerrarse en la pieza o derechamente aparece alguien y te pide que te vayas, ojo! saludos.